Episodio 2, En La Mira con Enrique Gratas

Las experiencias de los productores, detrás de cámaras:

 

*DE LA PRODUCTORA ANA ESCOBAR.- (“Confesiones de un Narco 2”).

 

“Para la realización de ésta historia, fue necesario viajar con la reportera Myrka Dellanos, y nuestro equipo de camarógrafos, hasta las comunas, o barrios bajos de Medellín, Colombia.  Íbamos a la comuna de Manrique en busca de los niños sicarios.  En general, no sentí miedo.  Únicamente el primer dia en que sola tuve que ir a buscar al líder de una de las pandillas locales, para tener protección.  Llegó tarde a la cita, y quienes estaban ahí nos empezaron a mirar raro.  Es obvio que no se puede confiar en un pandillero, pero en momentos así las opciones no existen.  Al final todo salió bien, entrevistamos a 3 niños sicarios, y después tuvimos apoyo para bajar y regresar hasta el centro de la ciudad”.  

 

 

*DE LA PRODUCTORA JOSEFINA WYTRYKUSZ.- (“Cabalgando hacia el éxito”).

 

“Por las ocupaciones del entrenador Rudy Rodríguez, solo teníamos un dia para grabar nuestro reportaje.  Pude darme cuenta lo difícil que es su trabajo.  Lo hace 7 días a la semana, sin descanso.  Se levanta a las 4am y de inmediato va a la pista de carreras.  Comienza a entrenar a las 5am.  Desde temprano, nosotros estuvimos con él.  Entrena a más de 70 caballos al dia.  Después, de Miércoles a Domingo, al terminar las sesiones de entrenamiento, se va a las carreras.    Me sorprende que trabaje sin descanso.  Es un gran profesional”.

 

*DE LA PRODUCTORA MARIA TERESA SARABIA.- (“Los Tennis de Plata”).

 

“Durante nuestro viaje a Austin y Marble Falls, Texas, conseguir acceso a este nuevo atleta estrella hispano, fue todo un reto.  El pasó de ser un humilde chico de pueblo, a toda una celebridad con peticiones de entrevistas de diversas partes del mundo.   Nosotros seguimos la huella de cada persona que lo vio crecer. Entrevistamos a su maestra de kinder, al sacerdote del pueblo, a los compañeros de su primer trabajo en un restaurante italiano de Marble Falls, y claro, a su padre, y al propio medallista olímpico Leonel Manzano.  Fue interesante ser testigos del orgullo con que casi todo el pueblo se volcó a las celebraciones que a su regreso de Londres 2012 le hicieron.  Y es precisamente eso, lo que compartimos en este episodio de la vida de tan singular personaje”.

 

 

No cabe duda que cada historia deja una experiencia distinta en nuestros equipos periodísticos que viajan a los diferentes lugares donde se generan las historias.